28.9.11

Diferencias entre depresión y ansiedad

En la misma medida en que podemos decir que no hay un solo tipo de depresión ni una sola forma de ansiedad, podemos señala que muchas veces van asociadas las dos enfermedades de alguna manera en algunas personas, sin saber bien por qué se asocian estas dos enfermedades que en principio hasta parece antagónicas.

La depresión es una variación importante de nuestro estado de ánimo, con abandono de las ganas de vivir, de trabajar, de incluso mantener una higiene correcta, acompañada de apatía, desgana, insatisfacción por lo que hacemos o por lo que nos rodea. Nuestra energía es muy baja y nos aumenta la trsiteza sin un motivo claro.

La ansiedad en cambio es un estado de excitación que se une a posibles taquicardias, sensación de asfixia, falta de aire al respirar y mareos, cansancio mental y físico, dolor del estómago como por gases, sudoración fría, inquietud, falta de sueño y miedo a no poder llevar una vida normal al pensar que en cualquier momento va a suceder algo que no se podrá controlar. Pánico a situaciones en las que la mayoría de las personas no sienten nada.

Son problemas distintos, que a veces los sufren a la vez las mismas personas y que incluso a veces llevan tratamientos muy parecidos. Pero insistimos, son problemas diferentes que asociado se conoce como síndrome ansioso depresivo. Todas las técnicas de aprendizaje para cambiar comportamientos, para reaprender a respirar, a relajarnos, a entender nuestros síntomas, sirven por igual para los dos problemas.

Todos tenemos ansiedad y depresión en algunas fases de nuestra vida. Es incluso positiva la ansiedad, si está controlada y en un volumen bajo acompañada de un motivo delimitado en el tiempo. Pero cuando algo se convierte en crónico o con una potencia invalidante para llevar la vida anterior, hay que consultar al especialista médico, para tratar los problemas y resolverlos.

4 comentarios:

  1. Gracias por el artículo.

    Hace unos días me están tratando por ansiedad. Llevo un par de años pasando un bache en varios aspectos de mi vida, y aunque soy una persona fuerte e inteligente, a veces las cosas te superan. Leyendo el artículo, me reconozco como alguien atravesando una ansiedad general. Por otro lado, a ratos siento que la vida no vale la pena vivirla, que estoy cansada de luchar, como una rueda que se atasca en el barro y no hay forma de sacarla por más que la fuerces. Si pudiera, huiría, cambiaría de nombre, escaparía a algún sitio y francamente, intentaría no pensar, no hacer nada, dormir, hibernar y esperar a que mi vida sea otra.

    Creo que tengo un poco de cada cosa aunque me parecía imposible.

    Poco a poco intento aceptar que tengo que jugar con las reglas que me han tocado y que algún día el bache pasará y volveré a ser y sentirme como era. Comprenderlo me va ayudando a tener paciencia con la vida y volver a valorarla, porque muchas veces me doy cuenta, aún por un momento, de que tengo muchísimas cosas que otros envidiarían y que quisiera disfrutarlas.

    Gracias, y saludos.

    ResponderEliminar
  2. Pues lo has explicado perfectamente. La vida es larga y nadie sabemos qué tenemos a cada vuelta de esquina. A veces muy positivas y para las que nos tiene que encontrar espabilados y con ganas de vivirlas.
    Veo que te conoces muy bien y eso es muy positivo. A partir de aquí, tal vez haya que buscar ayuda en alguien.
    Muchas gracias por leerme

    ResponderEliminar
  3. Gracias de nuevo. Aceptar que a veces hace falta un cable quita mucha tensión de la que arrastramos por los meros problemas que la causan. Poco a poco espero avanzar, aunque a veces me parezca un mundo llegar a la vuelta de la esquina.

    Gracias y saludos.

    ResponderEliminar
  4. La recuperación total es lenta, hay altibajos que hay que concoer y asumir. Pero en el camino está siempre la felicidad.
    Estamos muchísimo los que hemos pasado por situaciones iguales o parecidas y las hemos ido superando, pero eso si, con calma que a veces desespera.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...