6.12.14

Demostrar cariño a un niño es enseñarle a querer

Demostrar cariño a un niño es fundamental para que aprenda a crecer, pues le da confianza, seguridad, autoestima. ¿Pero cómo le demuestro al niño ese cariño?

Hay que tocar, hablar, gesticular, estar presente, ser agradable en el trato. No es tan complicado ¿no?

Tocamos poco, damos pocas caricias, nos masajeamos muy poco. Para los hijos el contacto personal es una necesidad de seguridad. Hay que abrazar, coger las manos, limpiarle las lágrimas cuando llore, tocarle cuando le estás contando un cuento. Esto no es entregarlo mimos en exceso, es darle seguridad cuando son pequeños, es decirle te quiero con demostraciones de afecto.

El tono de la voz debe ser agradable, suave, bajo, sin enfados. Y los gestos deben acompañar a las palabras. Si nuestro hijo, el niño, piensa que estamos felices, él estará feliz. Y al revés. Él sabe detectar cualquier cambio de humor, nuestras preocupaciones. Y recuerdo que decirle que le amas es parte de esa necesidad. Él lo sabe por los gestos, pero también necesita escucharlo. Como los adultos, efectivamente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...